Ha muerto a los 89 años el actor y comediante Barry Humphries, conocido por sus alter ego Dame Edna.

Comparte si te a gustado

Barry Humphries falleció a la edad de 89 años por aparentes problemas de salud relacionados a una caída que tuvo en febrero y una posterior cirugía de cadera.

El actor, creador y comediante australiano, Barry Humphries, falleció a la edad de 89 años por aparentes problemas de salud relacionados a una caída que tuvo en febrero y una posterior cirugía de cadera.

De acuerdo con el medio The Sydney Morning Herald, el actor falleció en el Sydney’s St. Vincent’s Hospital, donde aparentemente se estaba recuperando de la intervención quirúrgica, y fue el mismo medio reveló que Humphries planeaba hacer una gira de comedia este verano.

“Fue completamente él mismo hasta el final, nunca perdió su mente brillante, su ingenio único y su generosidad de espíritu. Con más de 70 años en el escenario, fue un artista en esencia, estuvo de gira hasta el último año de su vida y planeó más espectáculos que lamentablemente nunca serán. Sus audiencias eran importantes para él, y nunca las dio por sentado”.

“Aunque puede ser mejor recordado por su trabajo en el teatro, fue pintor, autor, poeta, coleccionista y amante del arte en todas sus formas. Los personajes que creó, que hicieron reír a millones, vivirán”, dijo su familia en un comunicado, según The Sydney Morning Herald.

¿Quién fue Barry Humphries?

Barry, nacido en Melbourne, Australia, en 1934, y estuvo en la industria del entretenimiento durante más de 60 años y fue honrado muchas veces. Lo nombraron Oficial de la Orden de Australia (OA) por sus servicios al teatro en 1982 y la reina Isabel lo nombró Comandante de la Orden del Imperio Británico (CBE) en 2007.

En 1955 creó su personaje Dame Edna, quien era una ama de casa, conocida por su brillante cabello lila, anteojos de gato con incrustaciones de diamantes y frases pegadizas como “Hello, possums! (¡Hola, zarigüeyas!)”.

La sátira social que representaba Edna, según CNN, se popularizó hasta 1970 después de que Humphries debutara con el personaje en el West End de Londres, con lo que empezó a aparecer en más programas de televisión.

Fue en esta época donde el creador empezó a vivir momentos difíciles, como el haber ingresado a una clínica de rehabilitación después de ser arrestado en estado de ebriedad y por causar desorden en Melbourne. Posterior a eso, permaneció sobrio por el resto de su vida.

También dejó su huella en Estados Unidos. Ganó un premio Tony especial por su espectáculo de Broadway, Dame Edna: The Royal Tour, en 2001 y fue estrella invitada en un episodio de la serie Ally McBeal, en ese mismo año.

El histrión se casó cuatro veces y le sobreviven su cuarta esposa, Lizzie Spender, cuatro hijos y 10 nietos.

eldiariony.com


Comparte si te a gustado